Un simple parche de colores permite engañar a las cámaras de vigilancia con IA para que no detecten personas en una imagen

Un simple parche de colores permite engañar a las cámaras de vigilancia con IA para que no detecten personas en una imagen

Tres investigadores belgas, de la Universodad de Lovaina, han desarrollado un medio (basado en la técnica conocida como de ‘muestras antagónicas’) para engañar a las cámaras de vigilancia equipadas con inteligencia artificial y lograr que no sean capaces de reconocer a personas en la imagen.

«La idea detrás de esta investigación radica en ser capaz de eludir los sistemas de seguridad que […] generan una alarma cuando una persona entra en el campo de visión de una cámara».

¿Qué son las ‘muestras antagónicas’?

El auge de las redes neuronales convolucionales (CNN) se ha traducido en grandes éxitos en el campo de la visión artificial. El problema es que, en paralelo a la mejora de su precisión, ha ido disminuyendo su interpretabilidad: a estas alturas resulta ciertamente difícil saber, por ejemplo, por qué una red identifica a una persona como tal.

Estos son los métodos con los que intentan sortear el reconocimiento facial los defensores de la privacidad

Fundamentalmente, la red neuronal aprende cuál es el aspecto de una persona «en abstracto» viendo muchas fotos de personas reales. Y si queremos evaluar su efectividad, no tenemos más opción que someter las mismas imágenes a dos procesos de clasificación paralelos: por parte de CNNs y de humanos.

Pero esto presenta un problema: en esas evaluaciones no se utilizan imágenes diseñadas específicamente para engañar al sistema; lo que llamamos muestras antagónicas, que incorporan patrones específicos que no engañan al ojo humano pero sí a las redes neuronalesresponsables de la visión artificial.

Leer mas …

De conversar con el móvil a hacerlo con el TV: así “piensa” la IA de tu tele

De conversar con el móvil a hacerlo con el TV: así “piensa” la IA de tu tele

Recuerdo cuando compré mi primer módulo Smart TV para transformar un viejo plasma en un televisor inteligente… o en algo parecido, muy alejado de las Smart TV actuales con inteligencia artificial y 4K. El televisor ha saltado en poco más de una década a través de gran cantidad de tecnologías que lo han renovado con cada salto exponencial. Hoy día, mi televisor piensa.

En los últimos años he pasado por mejoras de usabilidad, acceso, control parental, así como un largo etcétera de mejoras en la calidad de imagen y sonido, un menor consumo o más velocidad. Pero desde hace tiempo buscaba algo más.

¿Qué había de la inteligencia del televisor? En esto también hemos dado un salto importante, con énfasis en los televisores LG OLED TV, los primeros que incorporan inteligencia artificial.

LG OLED TV IA 55”

G OLED TV 4K con Inteligencia Artificial, Procesador α7, 100% HDR, Dolby Vision/Atmos Características:

  • Inteligencia Artificial Real
  • Procesador Inteligente α7 de 12 Bits
  • 100% formatos HDR del mercado
  • Sonido Dolby Atmos Full 360º
  • Negro puro, colores más brillantes

Comprar ahora2.199,01€

Este televisor me entiende, y sabe lo que digo

Últimamente se coloca la etiqueta de “smart” a un objeto cuando se le añade un procesador lo suficientemente potente. Sin embargo, eso no quiere decir que el objeto piense o tenga inteligencia tal y como la entendemos las personas.

Pero la potencia de cálculo y el modo en que esta se aprovecha sí implica que algunos televisores ya son más inteligentes que muchos de los teléfonos móviles que llevamos en el bolsillo. Algunos pueden incluso entendernos si les hablamos, como me ocurre con mi nuevo televisor.

Es un televisor LG OLED TV, que incorpora en toda su gama IA capaz de escuchar lo que tenemos que decir para, escuchándonos, realizar algunas acciones por nosotros.

Si los asistentes de voz han marcado un hito en los hogares, ya adelanto que incorporar Google Assistant al televisor aporta un plus considerable. Con esta gama de televisores podemos coger el mando e interactuar no solo con el televisor, sino con un universo de dispositivos conectados, como un termostato.

¿Qué puedo pedirle ya al televisor?

Me ha pasado, y probablemente a ti también: enciendo el televisor con ánimo de ver “algo”, pero no sé muy bien qué. Una película, quizá, pero no sabría decir cuál. Hay tanta oferta que el elegir me tiene bloqueado unos segundos, hasta que recuerdo que tengo un mando Magic Control.

Lo cojo, le pido “busca películas de Navidad” y automáticamente el procesador conectado a internet hace el resto. La IA del televisor se pone a pensar y, tras bucear unos segundos en las bases de datos, en mi pantalla 4K aparecen varias alternativas. Por supuesto, la inteligencia artificial va mucho más allá.

Leer mas…

Así serán las teles del futuro: con resolución 8K, enrollables, personalizables y con iTunes

Samsung presenta un televisor QLED con 8K de resolución
Samsung presenta un televisor QLED con 8K de resolución – REUTERS

La feria de electrónica de Las Vegas vuelve a asombrar con monstruosas televisiones inteligentes que desafían el espacio y con definiciones que se adelatan varios años a su implantación oficialEFE
LAS VEGAS.

Los televisores fueron los grandes protagonistas en la feria de electrónica de consumo CES 2019, en la que dos auténticos titanes del sector, LG y Samsung, presentaron un modelo que se enrolla sobre sí mismo y un monitor con tecnología MicroLED de 75 pulgadas, respectivamente.

El aparato de LG, que saldrá al mercado este mismo año, tiene una pantalla 4K OLED de alta resolución que se enrolla sobre sí misma cuando está apagada y, por tanto, no ocupa espacio en el salón o la habitación en que se encuentre. También LG, Samsung e, incluso, Sony han presentado modelos con monstruosas resoluciones 8K, que multiplica por cuatro el 4K, el estándar de imagen a perseguir en estos momentos.

La tecnología MicroLED

Por su parte, Samsung presentó un televisor con tecnología MicroLED -presentada en la pasada edición- de altísima resolución 4K y de 75 pulgadas, lo que representa una reducción sustancial del tamaño que este tipo de aparatos presentaban hasta la fecha y lo hace más fácilmente adaptable al hogar.

Ambas empresas, además, se sumaron a una de las tendencias que se están viendo estos días en CES: la de dejar atrás antiguas rivalidades para hacer productos y servicios compatibles entre sí, siendo uno de los ejemplos más ilustrativos la inclusión de AirPlay 2 de Apple entre los sistemas que pueden operar en los nuevos televisores de Samsung y LG.

Leer mas….